Paneles silicio amorfo: Qué son, características y eficiencia

Los paneles solares de silicio amorfo son placas que se elaboran depositando en una superficie de acero una capa de silicio en forma de vapor. Tienen una densidad de potencia menor, por lo que requieren el doble del espacio que las demás placas para poder lograr la misma potencia en vatios

Los paneles solares se han convertido en una tecnología muy eficiente y ecológica para generar la electricidad que requiere una vivienda o local comercial para funcionar con total normalidad, aprovechando así la energía solar fotovoltaica. Un tipo de estos paneles son los de silicio amorfo, que tiene una gran variedad de usos.

¿De qué van estos dispositivos?

Los paneles fotovoltaicos de silicio amorfo se refieren a las células solares que cuentan con una organización atómica bastante irregular, razón por la cual una capa de este material suele absorber más luz que una de silicio monocristalino.

El proceso de fabricación de cada célula de este tipo produce un resultado de placas con un grosor hasta unas 50 veces menor que las de otro tipo, por lo que se logra un ahorro importante en la materia prima. Además, captan más radiación y suelen tener un nivel de resistencia considerable en los climas cálidos.

Este tipo de célula cuenta con un cristal especial que la protege y favorece la máxima entrada de luz, aun en los lugares en los que no existe una radiación solar muy fuerte. Su eficiencia es menor que la de otras placas, por lo que sus aplicaciones dependen directamente de la necesidad de consumo eléctrico del recinto en el que se instalan.

¿Qué caracteriza los paneles de silicio amorfo?

En España y el resto de Europa o el mundo, se encuentran los paneles de silicio amorfo con una serie de características importantes, entre las que se encuentran las siguientes:

Grosor

A diferencia de las placas solares de tipo monocristalino o policristalino, las de silicio amorfo tienen un grosor bastante fino y delgado, cuya fabricación los convierte en una de las opciones más económicas del mercado. Esto las hace más flexibles, por lo que se adaptan con facilidad al material que se emplea como molde en la fabricación.

Estructura

Los paneles mono y policristalinos se dividen por celdas. En el caso de los amorfos, estos tienen una sola estructura, que es la encargada de recoger la energía solar. Su color es negro, mientras que el tamaño puede variar, pues una vez que se forma la estructura, el panel se corta, quedando en una pieza uniforme.

Coste

El precio que tienen los paneles solares de silicio amorfo depende directamente del tamaño que poseen, aunque como su materia prima no es tan costosa, suelen ser más baratos que los de otro tipo disponibles en el mercado.

Sustratos

Los sustratos en los que se pueden encontrar estos paneles solares son de plástico, de vidrio y acero inoxidable. Son muy livianos y útiles para diferentes usos, más allá de la instalación residencial.

Proceso de funcionamiento de los paneles de silicio amorfo

Las placas solares amorfas son las primeras que aparecieron en el mercado, pero fueron reemplazados posteriormente por los monocristalinos y los policristalinos. Sin embargo, se siguen utilizando para algunas instalaciones, en vista de que siguen siendo mucho más económicas y su proceso de instalación es muy sencillo.

El funcionamiento de estos paneles es tal como el de los de otro tipo, pues se encargan de captar la energía que emiten los rayos solares y la convierten en electricidad, a través de un inversor y un banco de baterías.

Ahora bien, en los casos de las instalaciones de autoconsumo, no se requieren baterías ni conversores, en vista de que el mecanismo se conecta con la red eléctrica tradicional, incluso, puede enviar el excedente a dicho sistema.

Los paneles de silicio amorfo y sus beneficios

La aplicación de los paneles de silicio amorfo representa una serie de beneficios importantes, entre los que destacan los siguientes:

  • Están hechos con un material que es muy resistente a los calentamientos; incluso en este aspecto superan a los monocristalinos y los policristalinos.
  • Tienen un elevado nivel de flexibilidad, en especial cuando se fabrican en una superficie que tenga esta característica.
  • En algunos casos se elaboran con materiales que tienen alta resistencia a los circuitos múltiples y las sombras. Esto los hace perfectos para los sitios en los que no existen rayos solares muy fuertes a cualquier hora o donde existe mucha nubosidad.
  • Se pueden ubicar en cualquier tipo de estructura con mucha facilidad, gracias a que el sistema es muy sencillo.

Este tipo de paneles de silicio amorfo pueden utilizarse en un sistema de autoconsumo o aislado, pues tienen la capacidad de cargar una batería o varias, dependiendo del tamaño de la instalación, para cubrir la demanda energética en voltaje de algunas luces tipo LED, electrodomésticos, entre otros.

Usos de las celdas solares con paneles de silicio amorfo

Las celdas o paneles solares de silicio amorfo suelen usarse en los sistemas de electrificación de una vivienda, comercio o cualquier otro recinto. Sin embargo, debido a que son tan flexibles y económicas, también pueden emplearse para otros elementos, tales como calculadoras, pantallas, sensores, relojes inteligentes, entre otros.

Cada voltio que requieren estos aparatos es cubierto por completo con este tipo de paneles solares, que son capaces de conservar la energía necesaria para garantizar su adecuado funcionamiento, aun en los lugares en los que hay mucha nubosidad o poco bombeo solar.

Este tipo de paneles solares suele usarse en menos proporción que los policristalinos y monocristalinos, en vista de que son un poco menos eficientes que éstos. De hecho, son bastante útiles para alimentar equipos que funcionan con una potencia de 12 V, por lo que son más eficientes en los sistemas de autoconsumo.

Sin embargo, en la actualidad hay empresas que están trabajando en función de mejorar la eficiencia que tienen estos equipos solares, por lo que es probable que a futuro se utilicen con mayor frecuencia y en diferentes tipos de ambientes.